Un viaje imaginario por el paisaje arquitectónico de Italia con la firma de iluminación Karman y su “Little Italy Experiencie”

Conocida por su ironía y la sonrisa que provocan con muchas de sus lámparas, en esta ocasión Karman ha querido sumar su buen humor a su amor por  el estilo y el buen hacer del Made in Italy, la belleza, y la creatividad y ha escogido un parque temático de miniaturas de famosos edificios:  Little Italy en Rímini para realizar un viaje de fantasía con sus lámparas por lo mejor del  patrimonio arquitectónico de Italia: “En una Italia piccola, piccola, hemos optado por la oportunidad de dialogar con los monumentos del pasado, en una confrontación irreverente”.

Y así es como muchos de estos  paisajes arquitectónicos de Italia universalmente reconocidos se han poblado de lámparas  como por arte de magia en este viaje de ficción realizado con el fin de crear su nuevo catálogo que así nos presentan: “Hemos recogido lo más destacado de esta experiencia en las páginas de este cofre mágico para que puedas compartir su espíritu” . Y allá que nos vamos.

La primera parada no podría ser otra: La mítica Fontana de Trevi. Bacco, lámpara de mesa sin cables y recargable diseñada por Matteo Ugolini con difusor de cristal esmerilado blanco, ilumina la Fontana de Trevi y la escalera de la Piazza di Spagna en Roma, dos de las vistas más icónicas de la Ciudad Eterna.
Next stop Venecia. Hasta allí ha viajado Ottav, lámpara de pie de tecno-polímero blanco con imagen de gnomo de jardín, diseñada por Matteo Ugolini, que explora e ilumina con su antorcha la increíble Piazza San Marco.
 
La Torre inclinada tampoco podía faltar. La lámpara de mesa de cerámica blanca Norma M de Edmondo Testaguzza, con el mismo eje inclinado que la famosa Torre de Pisa, se colocó sobre la hierba de la Piazza dei Miracoli.
La Basílica de San Pedro es el destino elegido para  Ululì-Ululà, un globo de suspensión en fibra de vidrio con inserciones de tela de encaje, también de Matteo Ugolini, en el Vaticano, en el corazón de Roma la lámpara brilla como si se tratara de una misteriosa luna con una luz increíblemente sugerente.
No podía faltar Puglia, la Florencia del sur con sus ciudades montañosas y su arquitectura barroca. Allí Bag, la lámpara de sobremesa y de pie de Baldessari y Baldessari. ,como un foco de luz enfocado en una diva del pasado ilumina, en suss dos versiones en cerámica brillante blanca y bronce, con un haz de luz claro y enérgico Castel del Monte.
Junto a la Catedral de Milán, el maravilloso Duomo, la poética lámpara de pie Don’t Touch para exteriores diseño Matteo Ugolini es una advertencia luminosa con sus palos de PVC blanco mate.
También en Milán, junto al  famoso rascacielos de la Torre Pirelli, conocida por los milaneses como Pirellone en el quartiere centrale la Plaza de la Estación Central, auart se encuentran las lámparas de exterior de tecno-polímero Tobia: horca y pala como símbolos perfectos de la laboriosidad por la que es famosa la capital milanesa.
Hasta el tacón de la bota, en el sur de Italia, Nápoles, viajan los dos apliques Eden, diseño de Ugolini, allí se erige majestuosas, pero al mismo tiempo elegantes, en los jardines del Palacio Real de Caserta, un edificio barroco encargado para albergar la corte del Reino de Nápoles en 1752. Las dos Eden, en forma de hojas estilizadas, con una estructura de hierro recubierta de un difusor de lycra , se encuentran como pez en el agua junto a una de las edificios más importantes del patrimonio artístico y de la arquitectura italiana.

Más info: https://www.karmanitalia.it/